Aplihorsa construye diques flotantes a kilómetros del mar

La empresa con sede en Carballo realiza una obra en Arousa.
Las instalaciones de Aplihorsa, que pertenece al Grupo Invertaresa, están en el lugar de O Sixto, en Carballo, pero eso no ha sido impedimento para que la empresa esté fabricando el mayor dique flotante de Galicia, que ya está siendo instalado en A Illa de Arousa. Javier Millán, que es director técnico de la empresa, asegura que este tipo de prefabricados es la gran apuesta de la compañía.
La gran ventaja del sistema es la rapidez de la obra y el resto al medio ambiente, ya que las piezas están sujetas por muertos de hormigón, lo que hace que no haya ningún tipo de afección en el fondo marino.
Con este sistema, la empresa carballesa aumentará la superficie del puerto de O Xufre en otros 1.200 metros cuadrados y lo hará en apenas unas semanas, porque la fabricación de cada una de las 12 piezas del dique flotante que protegerá las embarcaciones apenas lleva tres jornadas de trabajo.

Hormigón
En teoría, el hormigón no parece el mejor material para flotar en el mar, pero en la realidad las piezas se comportan como excelentes rompeolas o seguras pasarelas. La clave está, según explica Javier Millán, en la precisión. La fabricación tiene que ser muy minuciosa y es fundamental que las medidas sean las adecuadas. Bien es cierto que la base de cemento se aligera con bloques de porexpán, pero es muy importante que se cumplan todas las condiciones del principio de Arquímedes, que establece que todo cuerpo sumergido en un fluido experimenta un empuje vertical y hacia arriba igual al peso de fluido desalojado. Las mediciones son tremendamente importantes porque cada una de las piezas pesa 60 toneladas. Además, dado que lo que al final se consigue es una superficie de más de 1.200 metros cuadros divididos en doce partes es determinante que todas ellas se acoplen sin problemas, porque el montaje se realiza en el mar. La empresa Aplihorsa consiguió llevarse a Carballo el proyecto de mejora que para el O Xufre diseñó Portos de Galicia, pero antes ya había realizado pantanales semejantes en otros lugares, aunque de menor tamaño. Las instalaciones pueden verse en la dársena de A Coruña y en el puerto de O Freixo, en el municipio de Outes.

prensa_el_comarcal-2